fbpx

Si te gusta la moda, tienes habilidades para el empleo

El mundo de la moda ya no es un oficio, sino que despierta auténticas pasiones entre muchos ciudadanos. En los últimos años han proliferado multitud de bloggers e influencers en este ámbito, que acumulan miles de seguidores. Si eres un aficionado al mundo de la moda, seguramente atesores algunas de estas cualidades:

  • Cazador de tendencias. Las personas aficionadas a la moda denotan un interés especial por estar al día de las nuevas corrientes. Aplicado a la empresa, podemos aprovechar esta capacidad para captar nuevas tendencias e innovar en todos los procedimientos.
  • Creatividad. Combinar estilos, peinados, accesorios, etc es de personas creativas, que sienten el impulso constante e probar nuevos estilismos y modas. En la empresa, esta cualidad te llevará a no conformarte y a buscar siempre nuevas fórmulas para sacarle el mayor rendimiento a tu trabajo.
  • Espíritu crítico. Seguir la moda nos hace tener, por definición espíritu crítico, que empleamos al contemplar todo estilismo. Aplicado a la empresa, serás exigente con tu trabajo y buscarás siempre mejorar.
  • Imaginación. La moda exige altas dosis de imaginación, que en la empresa te permitirán ser creativo y aportar un valor añadido y original a tu trabajo.
  • Perfeccionismo. Los amantes de la moda saben que en el detalle está la diferencia y por eso no lo descuidan. En la empresa, este rasgo te conducirá a no quedarte nunca en lo mediocre, buscando siempre la mejora continua.
  • Sentido estético. Relacionado con lo anterior, los amantes de la moda suelen preocuparse de las formas, no sólo del fondo, empezando por la propia presencia. Cuidarás tu marca personal y te convertirás en el mejor embajador de la marca

Este es sólo un apartado de la Guía Eres lo que te gusta. Puedes acceder a la versión completa aquí:

DESCARGA LA GUÍA ERES LO QUE TE GUSTA 

Irene Gil Romero
irenegilromero@gmail.com

Periodista. Más de 10 años dedicada a la Comunicación corporativa, profundizando en la situación social y laboral de las personas que lo tienen más difícil.